PREMIOS PRIMAVERA 2022

El Partido Republicano de Estados Unidos está a un solo escaño de lograr la mayoría en la Cámara de Representantes, lo que supondría arrebatársela a los demócratas y tener la capacidad de dificultar sustancialmente la agenda legislativa del presidente, Joe Biden, en los próximos dos años.

Según las proyecciones de los principales medios estadounidenses, a primera hora del martes los republicanos se habían asegurado 217 escaños de los 218 necesarios para garantizarse la mayoría en la Cámara Baja, cuando todavía faltan 13 asientos en el Congreso por determinar.

Los demócratas, por su parte, contaban con un mínimo de 205 asientos asegurados en la Cámara de Representantes y acumulaban una pérdida neta de 11 escaños con respecto a los resultados de los comicios anteriores.

Pese a que las elecciones se celebraron el martes de la semana pasada, el proceso de escrutinio está siendo particularmente largo, en especial en aquellas contiendas más ajustadas, y los resultados se han ido conociendo en cuentagotas a lo largo de las pasadas jornadas.

De las trece contiendas que quedan por dilucidar, en cuatro de ellas llevan ventaja los aspirantes republicanos, de manera que les bastaría con conservar la delantera en por lo menos una de estas carreras para lograr la mayoría en la Cámara.

Una victoria republicana en la Cámara Baja significaría, entre otras cosas, que la demócrata Nancy Pelosi dejaría de ser presidenta de esa rama del Congreso y le tomaría el relevo el republicano Kevin McCarthy u otro congresista conservador.

La Cámara de Representantes desempeña un papel protagonista en la actividad legislativa de EE.UU., especialmente en todo lo que respecta a política fiscal y gasto público, de manera que un presidente que no cuente con su apoyo siempre tiene mayores dificultades para desplegar su agenda política.

Ese será el escenario en que se encontrará Biden en los próximos dos años si se confirma la tendencia actual del escrutinio y los republicanos logran ese último escaño que les falta para asegurarse la mayoría.

El presidente sabe, sin embargo, que pase lo que pase en la Cámara de Representantes, contará con el apoyo del Senado, en el que los demócratas no sólo han logrado conservar la mayoría, sino que además le han arrebatado un escaño a los republicanos en el estado clave de Pensilvania.

No responses yet

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Latest Comments

No hay comentarios que mostrar.
Generated by Feedzy