PREMIOS PRIMAVERA 2022

Línea de ayuda: El departamento de Salud Mental del Ministerio de Salud Pública de República Dominicana posee la línea de información sobre la depresión en el 809-544-4223

La mujer acusada de ahogar a sus tres hijos en la playa de Coney Island podría haber sufrido depresión posparto, según informaciones policiales emitidas este martes.

Erin Merdy, de 30 años, quien confesó a sus familiares que ahogó a sus tres hijos: Zachary Merdy, de siete años, Lillyana Stephen, de cuatro y Oliver Bondarev, de tres meses, también padecía esquizofrenia bipolar, según dijo su novio a la policía.

Tras esta declaraciones, la policía busca determinar si sus problemas de salud mental, de manera especial la psicosis producto de la depresión posparto, tuvieron algo que ver en la trágica muerte de los tres infantes, cuyos cuerpos fueron encontrados a orillas de la playa en horas de la madrugada del lunes.

Una cámara captó a Merdy pasadas las 12 de la medianoche del lunes, caminando próximo a su departamento ubicado en Neptune Avenue junto a los tres pequeños, para luego ingresar al paso marítimo de la playa alrededor de la 12:50 am, según señala el New York Post.

Unos 45 minutos más tarde la mujer vuelva a aparecer en el video captado por una cámara de vigilancia cerca de West 8th Street y Riegalman Boardwalk West, pero esta vez sus hijos ya no están con ella. 

Casi paralelo a este tiempo, la hermana de Merdy se comunicó con el 911 e informó sobre una llamada y mensajes de la madre que la dejaron preocupada por el bienestar de sus sobrinos. 

Se enfrentaba a desalojo 

The Post señaló que la mujer enfrentaba el desalojo de su apartamento, problemas de custodia, sumados a problemas de salud mental antes de que supuestamente ahogara a sus hijos en la playa de Coney Island.

Merdy debía más de 10,000 dólares de alquiler atrasado del apartamento donde residía con sus hijos y había sido amenazada con ser expulsada de allí desde enero, después que expiró la moratoria de desalojo por COVID-19 del Estado.

Tras unas tres horas de búsqueda, una visita de los policías a la casa de la mujer y varias llamadas de sus familiares preocupados por los niños, encontraron a Merdy deambulando por la playa descalza y empapada y más tarde se divisaron los cadáveres de los tres niños. 

Merdy fue trasladada al hospital NYU Langone en Brooklyn el lunes en la mañana para una evaluación psiquiátrica y ha permanecido allí hasta este martes. Todavía no ha sido acusada por el delito, pero si lo es, la lectura de los cargos serían leídos junto a su camilla. 

No responses yet

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Latest Comments

No hay comentarios que mostrar.
Generated by Feedzy